Hola mi nombre es Ana María Sandoval, casada y madre de tres hijos. Arel Antonia, Ignacia Belén y Gabriel Benjamín, quien en muchos sentidos es el responsable y motor de nuestro centro Creo y Juego.

Gabriel (7 años) está diagnosticado con un Trastorno del Espectro Autista (TEA) y además con un TEL Mixto. Condiciones que como todo padre o madre sabe, nos han hecho caminar una senda paralela en temas de educación, salud y bienestar para nuestro hijo. 

 

Así, de pronto supimos de la existencia de los neurólogos infantiles, terapeutas ocupacionales, y fonoaudiólogos. Aprendimos también sobre el autismo, la condición Asperger, escuelas de lenguaje y escuelas especiales. Un camino no siempre sencillo, no siempre económico, pero que como familia, más que como problema hemos tomado como desafío


Así que con todas estas experiencias, y deseos de que nuestro hijo y otros niños y niñas tengas más herramientas cognitivas y sociales para navegar el mundo, pensamos en Creo y Juego. Un espacio para todos los niños (independiente si tienen o no algún diagnóstico) que quieran participar en espacios creativos, divertidos y llenos de sentido comunitario. Espacios donde puedan aprender en grupo jugando y creando. Además de ser un espacio donde la condición económica de los padres, no se sienta demasiado vulnerada, perdiendo así la esperanza de poder ayudar a sus hijos en otros espacios que no sean necesariamente el de las terapias individuales.

 

Espero realmente que encuentren en este espacio lúdico, un hogar y soporte, no solo para niños y niñas, si no también para padres que necesitan compañía y orientación.

 

Atte

Ana María Sandoval

+ Info
hola@creoyjuego.com

Ws +569 9540 7777

o Visítanos en Errázuriz 1535. Valdivia